Teclas de Ayuda de acceso Rápido

ALT + 1 Inicio

ALT + 2 Noticias

ALT + 3 Mapa de sitio

ALT + 4 Búsqueda

ALT + 5 Preguntas frecuentes

ALT + 6 Atención al ciudadano

ALT + 7 Quejas y reclamos

ALT + 8 Iniciar Sesión

ALT + 9 Directorio telefónico

Botones de Accesibilidad

Letra:

Contraste:

Esp
martes, 14 de agosto 2018
14/08/2018
Síguenos

Listado

¿Qué piensan los estudiantes de nuestra Facultad?

Sonsón, Andes, Apartadó y Medellín en el diagnóstico 2017

Todas las unidades administrativas y académicas de la Facultad de Comunicaciones se relacionan con los estudiantes, especialmente los coordinadores de sus propios pregrados y posgrados; la Vicedecanatura es un lugar de visita permanente, así como la Jefatura del Departamento de Comunicación Social, que también interviene en la resolución de asuntos del pregrado de Filología Hispánica. Los estudiantes de Andes, Sonsón y Apartadó establecen comunicación con la Facultad a través de sus profesores, de las coordinadoras de la estrategia y de prácticas profesionales; muchas situaciones relacionadas con su vida universitaria las resuelven con el personal de la seccional y de la sede. Para el periodo 2017-1 la vida académica de la Facultad fue mantenida por 1088 estudiantes, distribuidos de la siguiente manera. 
 

La participación de los estudiantes de Comunicación Social-Periodismo, en este diagnóstico, en Andes, Apartadó y Sonsón fue masiva; mientras que en Medellín la asistencia fue mínima. En los dos casos se obtuvo información muy importante para este proceso:
 
Sonsón*

Es muy valiosa la oportunidad que se brinda a los jóvenes de las regiones con el ingreso de la Facultad y su oferta. Sin embargo, es necesario cumplir a cabalidad con todo lo que este proceso requiere. Un gran número de estudiantes coincide en que la Facultad, desde su sede central, se ha desentendido un poco de los procesos de esta región. La Facultad de Comunicaciones exige, en coherencia con su misión, más comunicación, disolver las distancias entre la sede central y las seccionales en regiones. Los directivos deberían visitar la seccional para presenciar la situación y posibilitar el intercambio constante de ideas, así como el fortalecimiento de los lazos con Bienestar Universitario, para que los estudiantes aprovechen y apoyen estas estrategias. Desde allí se pueden crear estrategias que eviten la deserción.

 

 

La sede carece de espacios donde se puedan gestar y vivenciar procesos comunicativos (festivales, congresos, visitas externas, salidas de campo, proyectos investigativos, semilleros, conferencias, talleres, realizadas en la región y en Ciudad Universitaria), así como herramientas que permitan la práctica de los aprendizajes (micrófonos, cámaras), hay un material bibliográfico escaso y no llegan las publicaciones de la sede central. Con la creación de este tipo de espacios se podrían reunir estudiantes de todos los pregrados con el fin de compartir, comprender y complementar dinámicas, vivencias y conocimientos. En estos ámbitos los recursos son muy limitados y la riqueza académica y cultural ofrecida en Ciudad Universitaria no llega a las regiones. 

Por otro lado, si bien la infraestructura es muy adecuada, no hay una buena administración de la misma: la papelería y la tienda permanecen cerradas gran parte del tiempo, no hay facilidad para sacar copias o realizar impresiones. Por estas cuestiones, la sede no experimenta una real vida universitaria. 

En el ámbito académico, se debe concientizar a los profesores de cada uno de los procesos y la hora de finalización de las clases para no entorpecer el óptimo desarrollo de los mismos, estos por sus múltiples ocupaciones fuera de la región, no pueden atender, en muchas ocasiones, las dudas o cuestionamientos de los estudiantes. En cuanto a las materias, hay una oferta limitada de electivas y estas son impuestas desde la dirección, paradójicamente, los estudiantes no tienen libertad para elegir.

Es de vital importancia que la coordinación atienda a los procesos, necesidades, quejas e inquietudes de los estudiantes y demás integrantes de la sede, es esta la única forma de crecer y fortalecer los procesos. 
 
Andes**

 

 

La Facultad de comunicaciones es un gran espacio para la diversidad y la convivencia de diferentes saberes. Sin embargo, muchos de los estudiantes se sienten alejados de lo que es realmente la Facultad de Comunicaciones, con su sede principal en Medellín. Es evidente la necesidad de estrechar lazos, en todos los ámbitos, entre las seccionales y Ciudad Universitaria, para aumentar la efectividad de los procesos, fortalecer las relaciones entre estudiantes, egresados y la Facultad en la sede central, pues existe la posibilidad de realizar procesos conjuntos. En las regiones no existe un símbolo que represente la aglomeración de las ideas y los proyectos, hay una descentralización de los procedimientos y los conocimientos. Se deben pensar en espacios para la discusión y el aprendizaje fuera de las aulas, así como la creación de la figura de un representante por seccional y pregrado para mantener la comunicación constante. 

Académicamente, se debe observar con mayor detenimiento el proceso en las regiones, para tener coherencia entre el pensum y el desarrollo de éste. Los cursos deben ser pensados estratégicamente en cuanto a su oferta, los contenidos y el enfoque (el pregrado en Comunicaciones-periodismo se enfoca en el último componente y ha descuidado la parte comunicacional, que se puede potenciar con la comunicación organizacional, por ejemplo).

Por otro lado, es preciso mayor compromiso de las instancias pertinentes en cuanto a la consecución de las prácticas académicas, para evitar retrasos en el proceso formativo de los estudiantes. Estos espacios deben fortalecerse con la prestación de servicios en el área de extensión (ausente en las regiones) y en la posibilidad de los estudiantes de continuar su formación y tener una mayor proyección en el campo laboral (maestrías y especializaciones). Si bien los programas de la Facultad son la oportunidad de brindar nuevo conocimiento a las regiones, es evidente la ausencia de recursos. Hacen falta espacios y herramientas para fortalecer el aprendizaje de los futuros profesionales, específicamente, en el área de la expresión artística (implementos para teatro) y en el área de las comunicaciones (cámaras fotográficas en buenas condiciones, televisión, grabadoras periodísticas y programas de edición en las salas de sistemas). Así como la posibilidad de tener una relación más cercana con los medios comunitarios de la región. 
 
Apartadó***

La Facultad, en las regiones, es un espacio que potencializa las habilidades y el compromiso con la sociedad, un lugar donde se cumple el sueño de muchos de ser profesionales al servicio de su comunidad, es la familia académica de los estudiantes. Sin embargo, en el proceso de mejora constante, se evidencian algunas falencias. Administrativamente, los procesos suelen ser lentos y tardíos, afectando el tiempo de los estudiantes y sus procesos.

Los recursos técnicos para la aplicación de conocimientos son escasos, no existe un laboratorio donde se puedan condensar los aprendizajes. En el ámbito académico, el pregrado en Comunicación social-periodismo, está más enfocado en periodismo que en comunicaciones (tiene la posibilidad de ampliarse a la comunicación organizacional, por ejemplo). En la relación de los estudiantes con el medio, estos tienen la necesidad de conocer, desde sus primeros semestres, los procesos a los que se enfrentarán en su calidad de potenciales profesionales y mantener, luego de egresar, su vínculo con la Universidad. En ciertas ocasiones, tanto estudiantes como egresados, sienten relegadas tanto sus opiniones como sus necesidades.
 
Medellín ****

La Facultad de comunicaciones goza de gran prestigio, tanto en la Universidad como en Antioquia, razón por la que pertenecer a ella es motivo de orgullo y un privilegio. Este recinto ofrece a los estudiantes la posibilidad de ser integrales en su formación (académica y personalmente), gracias a los espacios extraacadémicos y el acompañamiento orgánico en todos los aspectos de sus vidas; los estudiantes se encuentran vinculados a un microcosmos de oportunidades, al entender que las aulas son tan sólo un porcentaje de nuestra formación como profesionales, que se complementa con las experiencias y vivencias por fuera de ellas. 

Sin embargo, hay al parecer un desencanto que tiene varias raíces: la difícil situación financiera y social de la Universidad, a nivel departamental, la cada vez más escasa colaboración del Estado y la gran apatía de muchos estudiantes genera un retraso y una falta de defensa de lo público, de manera que la imagen de la Universidad se desdibuja para los estudiantes que logran conocer de cerca los procesos que la aquejan, y no participan en su cambio; a esto se suma el tortuoso proceso por el que pasan muchos de los estudiantes para lograr sus prácticas académicas, ya que el personal encargado no conoce a cabalidad las diferentes figuras y presenta falencias al momento de asesorar a los estudiantes; además, la falta de espacios de estudio, individual y grupal que ofrece la Facultad y la Universidad en general y la obsolescencia de los equipos de los salones de informática y los laboratorios, impide el desarrollo óptimo de las actividades. 

 

 

Como integrantes protagonistas de la Facultad, los estudiantes necesitan fortalecer el ejercicio de ciudadanía, con la creación de comités y representantes estudiantiles, estamentos que los hagan partícipes legítimos para la congregación de sus ideas, opiniones y generación y difusión de un pensamiento crítico que aporte a la solución de todas las falencias antes mencionadas porque la Facultad se mejora con el aporte activo y crítico de todos.

Por otro lado, tanto administrativos como directivos deben permitir el contacto constante con los estudiantes que hacen parte de Regionalización –con quienes la relación es casi nula–, con el fin de generar afinidades y afectividades que fortalezcan lo académico, ya que sus espacios, experiencias y dinámicas contribuyen a la diversificación y enriquecimiento de la Facultad. Además, es importante que los estudiantes tengan la posibilidad de disfrutar, como derecho propio, de las actividades culturales y deportivas que ofrece tanto la Facultad como la Universidad en general, como contribución y complementación a su carrera académica, así como los programas de Bienestar que, por desconocimiento, son desaprovechados.

La Facultad de Comunicaciones está ávida de procesos integrativos en los que los profesores, directivos y administrativos, como conocedores de cada uno de los perfiles de los programas, se comprometan con la labor de enriquecimiento y motivación de los estudiantes para que estos, a su vez, tengan una posición crítica en su camino como profesionales, tomen la interdisciplinariedad como aporte vital a su formación y construyan un sentido de pertenencia por su alma mater.

¡Cuéntanos tu opinión!

________________________________________


*El 23 de octubre de 2017 se realizó la reunión en la sede Sonsón, a la que asistieron alrededor de 25 estudiantes.
**Esta reunión se llevó a cabo el 9 de noviembre de 2017; asistieron 40 estudiantes.
***La reunión se realizó el 25 de octubre, a ella asistieron 15 personas. 
**** En Medellín se citó a una reunión general, para 15 de noviembre de 2017; a la reunión asistieron tres estudiantes y la comisión en pleno; la participación en otros grupos de interés fue satisfactoria.

 

54d4db3244a5e15c6a21152b_logo-renata.png
54d4db5924c957e253bd5fa5_logo-ruana.png
54d4db63ae77e15e6afe94a0_logo-universia.png
54d4db6add1988d75368ecff_logo-icetex.png
54d4db7744a5e15c6a211531_logo-colombiaprende.png
54d4db7edd1988d75368ed05_logo-gobiernolinea.png
54d4db86dd1988d75368ed09_logo-canalu.png
54d4db9644a5e15c6a211534_logo-cis.png
54d4db9d44a5e15c6a211535_logo-colciencias.png
54d4dba444a5e15c6a211539_logo-ips.png
Sistema Único de Información de Trámites - SUIT
54d4dbb7ae77e15e6afe94a4_logo-redemprendia.png
54d4dbbfdd1988d75368ed14_logo-colombia.png
Fundación Universidad de Antioquia
No + filas
No + filas
Hacemos Memoria
Universidad de Antioquia | Vigilada Mineducación | Acreditación institucional hasta el 2022 | NIT 890980040-8
Recepción de correspondencia: calle 70 No. 52 - 21 | Apartado Aéreo 1226 | Dirección: calle 67 No. 53 - 108 | Horario de atención
Conmutador: [57+4] 219 8332 | Línea gratuita de atención al ciudadano: 018000 416384 | Fax: [57+4] 263 8282
Peticiones, quejas, reclamos, sugerencias, denuncias, consultas y felicitaciones

Política de tratamiento de datos personales

Medellín - Colombia | Todos los Derechos Reservados © 2018